Tres Grandes Ventajas de las Ciudades Inteligentes

El proceso de urbanización global ha avanzado rápidamente durante las últimas décadas. En 1950, el 79% de las personas en todo el mundo vivía en asentamientos rurales, mientras que el 21 % vivía en los asentamientos urbanos. Para 2014, el 54 % de la población mundial ya era urbana.


Sin duda, esta tendencia continuará creciendo y los indicadores nos muestran que para el año 2050 se estima que prácticamente el 70% de la población mundial vivirá en zonas urbanas y muchas de las ciudades seguirán creciendo hasta contar con más de 10 millones de habitantes. Tan sólo en México, actualmente la población que reside en zonas urbanas se acerca al 80%.


Ante un escenario que muestra un entorno urbano con una demanda creciente con el uso eficiente de los recursos y la mejora en la calidad de vida dentro de las grandes ciudades, la tecnología ha sido un gran aliado para las Ciudades Inteligentes. Dentro de ellas se cuenta con una gran avance en la incorporación de las tecnologías de la información y las comunicaciones (TIC), mismas que, al encontrase constantemente dentro de todos los sistemas y dispositivos de uso diario para los servicios y la admnistración de los recursos, se les ha denominado “Internet de las Cosas (IoT)”.

Con ello, ¿cuáles son las tres grandes ventajas de una Ciudad Inteligente?

1. Favorecen la innovación y promueven la sustentabilidad: La infraestructura y planeación de una Ciudad Inteligente debe estar enfocada en el mejor uso de los recursos, disminuyendo el impacto al medio ambiente e incrementando su eficiencia para favorecer el desarrollo social.


Un claro ejemplo de este caso está en incentivar el uso de transportes amigables con el medio ambiente, considerando bicicletas, transporte público eficiente y fomentar la transición al uso de autos eléctricos. Por supuesto, esto exige contar con una infraestructura adecuada, desde vías exclusivas para ciclistas y otros medios de transportes individuales, hasta contar con estaciones de carga para vehículos eléctricos dentro de todo tipo de recintos comerciales: hospitales, edificios de oficinas, centros comerciales, aeropuertos y escuelas, entre muchos otros.



2. Incrementan la eficiencia y calidad de los servicios: Los recursos en las Ciudades Inteligentes se destinan a un uso mejor planeado, generando ahorros e incrementando la productividad.



Podemos considerar principalmente la Iluminación Inteligente en las calles, sobre todo aquellas con poco tránsito, en donde sensores detectan la presencia de personas o vehículos, de modo que se regula el uso de energía al mínimo necesario para cubrir esta función de mantener la buena visibilidad del entorno y seguridad.


3. Ofrecen información en tiempo real: Un buen flujo de la información mejora la transparencia de la administración de los distintos espacios en las ciudades.


Un buen ejemplo de ello se da con la implementación de Estacionamientos Inteligentes que, a través de un sofware para el análisis y reconocimiento de placas, sensores que indican y registran la ocupación de los espacios, así como sistemas de control automatizado para la iluminación de los espacios, permiten a los administradores optimizar al máximo el flujo dentro del estacionamiento, agilizar los traslados y generar ahorros en la operación diaria de estos espacios.


Como podemos ver, la clave para acelerar la implementación de un cambio positivo dentro de las ciudades se basa en entender las necesidades de las nuevas generaciones y cómo las nuevas tecnologías nos permiten cubrirlas. Al final de cuentas, las Ciudades Inteligentes requieren Ciudadanos Inteligentes que busquen siempre la innovación y mejora en su día a día.


En Graviton nuestro equipo de especialistas te apoya en cada etapa dentro de la implementación de los mejores Sistemas de Automatización para tus espacios. ¡Cuéntanos acerca de tu proyecto!



#estacionamientointeligente #automatizacionedificios #vehículoseléctricos

Entradas destacadas